agosto 31 2011

FALTAN LÍDERES EMPRESARIALES

No es una frase hecha, pero se dice  con mucha frecuencia en conversaciones, tertulias y también por supuesto, en comentarios periodísticos: Faltan líderes.

Si, no me refiero a líderes políticos, que por supuesto también faltan, en el sentido de tener una capacidad de comunicación tan extraordinaria que toda la sociedad les siga.

No, me refiero a líderes o mejor dicho dirigentes empresariales.

Por cuestión de mi trabajo tengo la oportunidad de conocer a muchos dirigentes empresariales, directivos de grandes  empresas y miembros incluso de importantes consejos de administración.

La falta de liderazgo y la falta de sentido común en una parte importante de los directivos españoles  y europeos es un hecho.

Lo mismo que hay crisis en la política y en el arte porque no hay creadores, en la dirección de la empresas falta mucho sentido común, abnegación y responsabilidad social.

Esta generalización que estoy haciendo es injusta, porque obviamente no en  todos los casos es así, sin embargo, se ha instalado en una parte importante de las direcciones empresariales, personajes, posiblemente con muchos títulos y máster, pero con poca experiencia práctica y con menos sentido común.

Es un milagro que con los dirigentes actuales de las empresas europeas, esto pueda avanzar y de verdad que les digo que no soy catastrofista y para decirles esto, tengo muchas fuentes de información al respecto.

agosto 25 2011

“EL HOMBRE ROTO POR LOS DEMONIOS DE LA ECONOMÍA” UN LIBRO PARA PENSAR EN PROFUNDIDAD

Por Gervasio Portilla

Acabo de finalizar la lectura del libro de Luis González de Carvajal, “El hombre roto por los demonios de la economía”.
Este trabajo, es una respuesta muy equilibrada a la luz de la Moral Cristiana a la situación actual de la economía y sus problemas.
Sin lugar a dudas,las profundas desigualdades que esta creando el sistema neoliberal,es analizado con detalle,asi como todas sus contradicciones.
La obra, sin cerrar el paso a la busqueda de nuevos sistemas economicos más justos,una vez superados el comunismo y el  liberalismo a ultranza,es un alegato a favor de la economia social de mercado.
El Magisterio de la Iglesia, aparece claro y es también una llamada a superar la injusticias derivadas de sistemas económicos egoístas.
Entre los temas que aborda también Gonzaléz de Carvajal, destaca lo que se llama las “estructuras de pecado”,es decir las estructuras economicas que el hombre se ha dado y que crean injusticia y de las que la sociedad o el individuo tiene dificil desembarazarse.
Los cristianos tenemos mucho que decir en la situaciones de injusticia creadas por el ultraliberalismo, lo mismo que lo debemos de ser ante regímenes que coarten la libertad de creación al ser humano,es decir la libertad de empresa.
El libro, deja abierta a la esperanza un nuevo sistema económico, que sea capaz de combinar libertad con justicia en el mundo de la economía.
Acabando el libro, que recomiendo profundamente,llega una noticia alegre y esperanzadora: las dieciseis fortunas más importantes de Francia han pedido que ante la situación de crisis quieren pagar más impuestos para contribuir al bien común; ademas del otro lado del Atlántico la tercera fortuna de Estados Unidos Warren Buffet, solicita al Presidente Obama, que aumente los impuestos a las personas más ricas.
¿Será un espejismo?¿ o es que algo comienza a cambiar?.
Sin querer ponerlos a la mismna altura,lo mismo que el comunismo es algo superado y anacrónico; el liberalismo a cualquier precio, va tambien camino del museo.
Por cierto, Dios me libre de entrar en la conciencia de nadie, pero aquellos que se llaman cristianos y dicen al mismo tiempo que son liberales,debieran de leer el libro de Luís Gonzalez de Carvajal.

 

agosto 23 2011

LA JMJ UN ÉXITO DE LA IGLESIA UNIVERSAL

Ha acabado la Jornada Mundial de Juventud 2.011, los cerca de dos millones de jóvenes de todo el mundo que se han dado cita en Madrid estan ya de vuelta a sus hogares.

Sus caras denotan cansacio, pero sobre todo alegría por la gran experiencia vivida.El Magisterio de Benedicto XVI ha resonado con con fuerza y claridad, un Magisterio entendible y lleno de acogida caridad y propuesta.

Es un gran regalo para la Iglesia en el momento actual, la figura de el Santo Padre Benedicto XVI. Su sabiduría,su forma de analizar los problemas del mundo actual son todo una garantía.

Los cristianos, no nos debemos quedar en el gran signo externo que ha supuesto esta Jornada, sino ponernos manos a la obra y con todas nuestras fuerzas tratar de llevar a la  práctica de la vida cotidiana los diferentes mensajes del Papa.

Aprovechemos el aire fresco que ha traido esta JMJ y todos juntos desde los diferentes carismas, trabajemos en la nueva evangelización.

En cualquier caso, tenemos que dar gracias a Dios por la gran manifestación de fe vivida en los pasados días de agosto en Madrid que nos llenan de esperanza..