febrero 27 2012

¿ES POSIBLE SER CATÓLICO Y DECLARARSE LIBERAL?

Hay que decir que la respuesta no es fácil, porque hay que saber primero que tipo de liberalismo es el que la persona quiere defender, aunque en eso hay contradicciones.
Pero como norma general, yo me atrevo a decir sin miedo a equivocarme, que desde el punto de vista evangélico, el liberalismo llevado a sus últimos extremos, no permite vivir en consonancia con la fe católica.
La mayoría de los teólogos y el Magisterio de la Iglesia así lo reconocen, aunque también de forma muy minoritaria ha habido personas que incluso han defendido desde el punto de vista teológico teoría liberal.
El fondo de la cuestión está, en el atender al ser humano en todas sus necesidades y la justa redistribución de la riqueza, no se puede dejar al hombre sólo a merced de los mercados y no se puede poner el beneficio económico como único eje.
Sin embargo, se puede y se debe defender la libertad de empresa y la libre creación y realización del ser humano, pero siempre poniendo el bien común y a las personas como prioritarias en cualquier acción.
El liberalismo de hoy es contaminante y peligroso, porque es muy difícil desembarazarse de sus prácticas y denunciarlas no está bien visto, pero los cristianos estamos obligados a discernir esta realidad altamente peligrosa.


Copyright © 2014. All rights reserved.

Publicado febrero 27, 2012 por gervis en la categoría Articulo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>