julio 7 2015

PALABRAS, PALABRAS, PALABRAS HUECAS

La magia choca con la realidad. Las personas de bien que todavía son la mayoría, no quieren que nadie se muera de hambre ni pase penurias; pensar eso es pensar mal.
Pero una cosa es el bien ajeno que todos debemos propiciar y otra la responsabilidad de los pueblos y sus gobernantes ante sus hechos.
Un obrero siderúrgico; un pequeño comerciante; un contribuyente español; tiene derecho a que su dinero se gaste bien y por supuesto se haga solidaridad con él; lo que no debiera consentir es que mientras se pagan impuestos religiosamente en España en Francia en Alemania; otros, por demagogia, se nieguen a reformar su sistema productivo y a poner la casa en orden.
Ayuda a los ciudadanos griegos toda; pero debe de existir un compromiso de que se pone la casa en orden.
El populismo dice que ha triunfado la democracia, como siempre detrás de las palabras no hay nada más que humo.
Democracia, la quiere todo el mundo y ellos no la practican o sino pregunten a sus asesorados en Venezuela.
Las palabras rimbombantes, son utilizadas por el populismo, lo mismo que la apelación continua al pueblo; luego lo desprecian y lo dejan con perdón “sin calzoncillos”.


Copyright © 2014. All rights reserved.

Publicado julio 7, 2015 por gervis en la categoría Articulo