diciembre 2 2013

RECONOCIMIENTO

En esta pertinaz crisis que vivimos, habría que destacar la gran labor callada y poco comprendida del pequeño empresario y del autónomo.
Luchan por sacar su empresa adelante, por pagar a trabajadores y proveedores y por estar al día fiscalmente.
Hay que vivirlo en propia carne, para saber de verdad las dificultades y las tensiones de cada día de miles de autónomos y pequeños empresarios, que contra viento y marea intentan mantener a flote a su empresa; en medio de la indiferencia de la sociedad en su conjunto.
El pequeño y mediano empresario y el autónomo, están sacrificando incluso su patrimonio, para poder continuar con la actividad, sin recibir facilidades de nadie, por supuesto tampoco de la administración que en el fondo desconoce el sufrimiento de estas personas, fundamentales para una nación desarrollada.
En España, cuando se habla de empresarios, se habla casi siempre; de los del Ibex 35; de los que tienen en el yate en Marbella o en Palma de Mallorca; aunque hayan realizado ERES con cientos de personas; no se habla del nuevo proletariado: autónomos, pequeños y medianos empresarios que se juegan todo cada día para mantener su empresa.
Sin duda, que este país les debe un reconocimiento sincero.


Copyright © 2014. All rights reserved.

Publicado diciembre 2, 2013 por gervis en la categoría Articulo